domingo, 12 de diciembre de 2010

Tercer Domingo de Adviento 2010 (GAUDETE) y Solemnidad de la Virgen de Guadalupe


Voy a dividir este post en dos partes.

La primera.  ¡Regocíjense! Ese es el sentido principal del Tercer Domingo de Adviento, en otras palabras: ¡¡¡¡ya casi!!!! con una sonrisa brillando en el rostro ¡¡¡¡ya casi!!!! ¡es hora de alegrarse!

Reflexión del Evangelio del Tercer Domingo:
3 Domingo Adviento                                                                                                                                   


Aquí tres versiones de coro del villancico medieval "Gaudete":








Latin English Spanish
Gaudete, gaudete! Christus est natus
Ex Maria virgine, gaudete!
Rejoice, rejoice! Christ is born
Of the Virgin Mary — rejoice!
Regocíjense, Regocíjense! Cristo ha nacido
de la Virgen María — Regocíjense!
Tempus adest gratiæ
Hoc quod optabamus,
Carmina lætitiæ
Devote reddamus.
The time of grace has come—
This that we have desired,
Verses of joy
Let us devoutly return.
El tiempo de gracia ha llegado
Esto es lo que hemos deseado,
Versos de júbilo
Vamos a volver con devoción.
Deus homo factus est
Natura mirante,
Mundus renovatus est
A Christo regnante.
God has become man,
To the wonderment of Nature,
The world has been renewed
By the reigning Christ.
Dios se hizo hombre,
La naturaleza se maravilla,
El mundo ha sido renovado
Por Cristo reinante.
Ezechielis porta
Clausa pertransitur,
Unde lux est orta
Salus invenitur.
The closed gate of Ezechiel
Is passed through,
Whence the light is born,
Salvation is found.
El portal de Ezechiel
Ha sido cruzado,
De donde nace la luz,
se encuentra la Salvación.
Ergo nostra contio
Psallat iam in lustro;
Benedicat Domino:
Salus Regi nostro.
Therefore let our gathering
Now sing in brightness
Let it give praise to the Lord:
Greeting to our King.
Por lo tanto dejar que nuestro encuentro
Ahora canta en el brillo
Dejar que alabe al Señor:
Saludos a nuestro Rey.



Fuente: Gaudete. Wikipedia



La segunda parte es para recordar que el 12 de diciembre se celebra la Solemnidad de la Virgen de Guadalupe, Emperatriz de América.  ¡Cómo me gusta ese título!  Más que ninguno me hace recordar la reverencia que merece y  la dignidad que ostenta mi madre.  Como corresponde a un domingo, esta fiesta mariana queda por así decirlo, atenuada por el resplandor de la Pascua que celebramos el domingo.  Sin embargo, ¡hay tanto que decir sobre esta advocación!

Aquí algunos enlaces relacionados a la fiesta:


La imagen de la Virgen de Guadalupe nos remite de nuevo a la reflexión de la vida por nacer.  La Virgen está en cinta y se ha convertido en la advocación bandera para orar, para clamar al cielo que nos libere del flagelo del aborto.  Entonces de nuevo, la Santísima Virgen nos recuerda la importancia de la vida, ¡de nuevo una fiesta provida!

¡Propeguemos este material!

Rosario Por La Vida a la Virgen de Guadalupe                                                            

Para finalizar una canción dedicada a la Virgen de Guadalupe:

miércoles, 8 de diciembre de 2010

¿Quién causa tanta alegría? la Concepción de María


En medio del Adviento, hay un par de pausas muy cercanas para alegrarse por y con la Virgen María.  Una de ellas es la fiesta de la Inmaculada Concepción.  El dogma establece que ella fue concebida sin mancha de pecado.  

Hay que decir que además de ser una fiesta de la Santísima Virgen, la fiesta de la Inmaculada Concepción de María tiene un par de aspectos más que resaltar:

1.  Los miembros del AO obtienen indulgencia plenaria cumpliendo las condiciones acostumbradas (confesión, comunión, y oración por las intenciones del Papa, emitiendo o renovando al menos privadamente, la promesa de guardar fielmente los Estatutos del AO).

2.  Es la patrona de Nicaragua.  Por la importante población nicaragüense en nuestro país, se ha venido inculturando la celebración tradicional de "la gritería" en honor a la "Purísima" en Costa Rica.  Lo cual me parece algo muy bonito de adoptar, y aprender.  

Aquí una cita del Padre Jorge Loring, sobre el tema de la Inmaculada:
La Santísima Virgen es la mujer más grande que ha existido en el mundo María Santísima es la criatura más excelsa que ha salido de las manos de Dios.
Debemos acudir a la Santísima Virgen en todas nuestras penas y tentaciones. Ella lo puede todo, pues Dios todo se lo concede, porque es la Madre de Cristo, y porque nunca tuvo pecado, ni siquiera el original.
Por eso San Lucas la llama «llena de gracia»291.
El hecho de que María Santísima haya sido preservada del pecado original desde el primer instante de su concepción, en el seno de su madre Santa Ana, es lo que queremos expresar al decir la Inmaculada Concepción.
El pueblo español veneraba a la Inmaculada Concepción muchos años antes de ser definida. El mismo Murillo pintó sus treinta cuadros de la Virgen Inmaculada, trescientos años antes de la definición dogmática.
El dogma de la Concepción Inmaculada de María fue definido, el 8 de diciembre de 1854, por el Papa Pío IX.
La redención de María fue preventiva en atención a que iba a ser Madre de Dios.
Dios pudo haber hecho que Jesucristo apareciese en el mundo en edad adulta, pero no quiso. Se lo entregó a María. Lo puso en sus manos.
Dios ha querido servirse de ella en la encarnación, en la redención y en la salvación de todos los hombres.
Cristo nos lleva al Padre: «Nadie va al Padre sino por Mí»292.
Cristo es el mediador con el Padre293. Él es mediador principal, porque nos ha redimido por sus propios méritos. Sin dependencia de otra persona. María es el camino para llegar a Cristo. En Belén lo presentó a pastores y reyes, en Caná es intercesora, al pie de la cruz es corredentora, y en el cenáculo ora por todos.
María es la mediadora secundaria, subordinada a Cristo. Es mediadora porque intercede por nosotros. El Concilio Vaticano II dice de María que «su múltiple intercesión nos obtiene los dones de la salvación eterna»294.
7 de Diciembre de 2010
P. Jorge Loring, S.J. Para salvarte
 
Un detalle actual: interesante celebrar una concepción, en un momento en que hay cabezas que dudan sobre el momento en que un ser humano inicia su vida. ¡Es una fiesta pro vida!
 
También quisiera recomendar el sitio Mariología.org donde se puede encontrar una extensa bibliografía sobre temas marianos y el tema de la Inmaculada Concepción: Dogma de la Inmaculada Concepción
 
Y bueno, para cerrar, una canción del cantautor católico costarricense Juan Nolan "Concepción de María".  (el video tiene una introducción en silencio e inicia por ahí del segundo 46).  La primera fotografía del video corresponde a la Parroquia de la Inmaculada en el centro de la provincia de Heredia, obra del s. XVIII.


sábado, 4 de diciembre de 2010

Segundo Domingo de Adviento 2010


En medio del bombardeo inclemente de la prensa, que nos tiene la cabeza metida en si ya compramos el pedacito del gordo navideño para ser millonarios de la noche al día, la Teletón de fin de año, las entradas para "el chinamo", la deforestación e invasión de nuestro territorio en la zona norte, inundaciones en el Atlántico, próximas elecciones a Alcaldes, los que ganaron o perdieron los exámenes de bachillerato, el proyecto de FIV en la Asamblea Legislativa impulsado por el gobierno de una presidenta católica supuestamente practicante, los goteos de Wikileaks, la controversia mediática que insisten en montar alrededor de la figura del Papa, en fin; en medio de todo esto, nos dirigimos a la segunda semana de Adviento. 

El Evangelio del domingo, nos habla otra vez, sobre lo verdaderamente importante y urgente en nuestra vida, no habla de los regalos, ni del aguinaldo, sino de la misma invitación que nos hace Dios nuestro creador cada día que abrimos los ojos, que siempre me resuena urgente: conversión, cambio, ¡ya!

Y es que ya se siente el frío de diciembre, ya se ven arbolitos en muchos lugares, pero ¿qué he cambiado durante este año? ¿qué virtud concreta cultivaré para parecerme más a Jesús el año entrante?

2 Domingo Adviento 2010                                                                                                                                   

Tomado de la página del Monasterio Benedictino de Montserrat

Otra meditación sobre Adviento:




jueves, 2 de diciembre de 2010

Adviento, un camino hacia Belén


En nuestra parroquia la invitación para prepararse durante el Adviento, consiste en un rompecabezas.  Nos repartieron este signo que pongo arriba.  Cada domingo nos reparten un pedacito del rompecabezas que al final formará la imagen completa de un portal (Belén o nacimiento, en algunos países).  Este tipo de propuesta podría parecer un tanto "ingenua" para el mundo 2.0, pero creo si uno se compromete, al menos a hacer esto, con sinceridad; obtendrá un gran fruto en Navidad.

Es una bolita de un árbol de Navidad que dice en el borde dice: "Alégrese el mundo" y más abajo "El Señor viene".  Luego en su interior una propuesta para reflexionar cada semana:

I Semana de Adviento (del 22 al 29 de noviembre): Bendiciones espirituales que Dios me da.  Efesios 1, 3.  "Bendito sea Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, que nos ha bendecido con toda clase de bendiciones espirituales, en los cielos, en Cristo."

II Semana de Adviento (del 29 de noviembre al 5 de diciembre). La bendición de Dios se manifiesta en paciencia y en armonía.  Romanos 15, 5.  "Y el Dios de la paciencia y del consuelo os conceda tener los unos para con los otros los mismos sentimientos, siguiendo a Cristo Jesús"

III Semana de Adviento (del 6 al 12 de diciembre).  La bendición de Dios se manifiesta en compartir los bienes materiales.  Salmo 67, 7.  "La tierra ha dado su cosecha, Dios, nuestro Dios, nos bendice."

IV Semana de Adviento (del 13 al 19 de diciembre).  La bendición de Dios se manifiesta en consolar.  2 Corintios 1, 3-4.  "¡Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo, Padre misericordioso y Dios de toda consolación, que nos consuela en toda tribulación nuestra para poder nosotros consolar a los que están en toda tribulación, mediante el consuelo con que nosotros somos consolados por Dios!".

V Semana de Adviento (del 20 al 24 de diciembre).  La bendición de Dios se manifiesta en la esperanza de nacer a una nueva vida.  1 Pedro 1, 3-4. "Bendito sea el Dios y Padre de nuestro Señor Jesucristo quien, por su gran misericordia, mediante la Resurrección de Jesucristo de entre los muertos, nos ha reengendrado a una esperanza viva, a una herencia incorruptible, inmaculada e inmarcesible*, reservada en los cielos para vosotros".

*inmarcesible: Que no se puede marchitar. DRAE.

¡Alégrese el mundo, El Señor viene! Un mensaje que nos invita a ser felices hoy y a comunicar esa alegría, a encarnarla en nuestra realidad cotidiana.

También quiero compartir un caminito diario que me llegó por correo y me pareció muy práctico y hermosamente elaborado.


Camino diario para prepararse para la Navidad
Pesebre_Espiritual                                                                                                                                   



domingo, 28 de noviembre de 2010

Primer Domingo de Adviento 2010


¿Qué es el adviento?

Es el tiempo de la liturgia que inicia con las vísperas del domingo más cercano al 30 de Noviembre y termina antes de las vísperas de la Navidad. Los domingos de este tiempo se llaman 1°, 2°, 3° y 4° de Adviento. Los días del 16 al 24 de diciembre (la Novena de Navidad) tienden a preparar más específicamente las fiestas de la Navidad.

El Adviento tiene una duración de cuatro semanas. Podemos distinguir dos períodos. En el primero de ellos, aparece con mayor relieve el aspecto escatológico y se nos orienta hacia la espera de la venida gloriosa de Cristo.  Las lecturas de la misa invitan a vivir la esperanza en la venida del Señor en todos sus aspectos: su venida al final de los tiempos, su venida ahora, cada día, y su venida hace dos mil años.

En el segundo periodo, se orienta más directamente a la preparación de la Navidad. Su nos invita a vivir con más alegría, porque estamos cerca del cumplimiento de lo que Dios había prometido.  Los evangelios de estos días nos preparan ya directamente para el nacimiento de Jesús.

En orden a hacer sensible esta doble preparación de espera, la liturgia suprime durante el Adviento una serie de elementos festivos.  De esta forma, en la misa ya no rezamos el Gloria, se reduce la música con instrumentos, los adornos festivos, las vestiduras son de color morado, el decorado de la Iglesia es más sobrio, etc. Todo esto es una manera de expresar tangiblemente que, mientras dura nuestro peregrinar, nos falta algo para que nuestro gozo sea completo. Y es que quien espera es porque le falta algo. Cuando el Señor se haga presente en medio de su pueblo, habrá llegado la Iglesia a su fiesta completa, significada por solemnidad de la fiesta de la Navidad.

Tenemos cuatro semanas en las que Domingo a Domingo nos vamos preparando para la venida del Señor. La primera de las semanas de adviento está centrada en la venida del Señor al final de los tiempos. La liturgia nos invita a estar en vela, manteniendo una especial actitud de conversión. La segunda semana nos invita, por medio del Bautista a «preparar los caminos del Señor»; esto es, a mantener una actitud de permanente conversión. Jesús sigue llamándonos, pues la conversión es un camino que se recorre durante toda la vida. La tercera semana preanuncia ya la alegría mesiánica, pues ya está cada vez más cerca el día de la venida del Señor. Finalmente, la cuarta semana ya nos habla del advenimiento del Hijo de Dios al mundo. María es figura, central, y su espera es modelo estímulo de nuestra espera.

En cuanto a las lecturas de las misas dominicales, las primeras lecturas son tomadas de Isaías y de los demás profetas que anuncian la Reconciliación de Dios y, la venida del Mesías. En los tres primeros domingos se recogen las grandes esperanzas de Israel y en el cuarto, las promesas más directas del nacimiento de Dios. Los salmos responsoriales cantan la salvación de Dios que viene; son plegarias pidiendo su venida y su gracia. Las segundas lecturas son textos de San Pablo o las demás cartas apostólicas, que exhortan a vivir en espera de la venida del Señor. 

El color de los ornamentos del altar y la vestidura del sacerdote es el morado, igual que en Cuaresma, que simboliza austeridad y penitencia. Son cuatro los temas que se presentan durante el Adviento:

a) La vigilancia (Primer domingo de Adviento)
b) La conversión (Segundo domingo de Adviento)
c) El testimonio (Tercer domingo de Adviento)
d) El anuncio (Cuarto domingo de Adviento)






Reflexión para el Primer Domingo de Adviento

1 Domingo Adviento 2010                                                                                                                                   

Tomado de la página del Monasterio Benedictino de Montserrat

viernes, 26 de noviembre de 2010

Vigilia mundial por los no nacidos: sábado 27 de noviembre de 2010


Esta es una invitación a participar en nuestra diócesis o parroquia de esta iniciativa del Santo Padre para orar en el mundo entero por los niños no nacidos, por la vida.

En San José, Costa Rica; la vigilia inicia a las 7 p.m. en la Catedral Metropolitana.

¡Santa María de Guadalupe, ruega por tus hijos no nacidos!

Oración por los niños por nacer

Señor Jesús, Verbo eterno del Padre,
que por amor a los hombres quisiste encarnarte 
por obra del Espíritu Santo
en el vientre purísimo de Santa María
siempre virgen: 
protege la vida de todos los niños por nacer.
Y ya que tú quisiste pasar oculto
nueve meses en tan preciosísimo sagrario,
haz que todos reconozcamos el valor sagrado
de la vida humana desde su concepción.
Abre los ojos y cambia los corazones
de quienes pretender arrebatar la vida
del seno de sus madres y haz
que dejen vivir, hasta que Tú lo dispongas,
a quienes han sido
objeto de tu amor creador.
Amén.

Con Licencia Eclesiástica.

Benedicto XVI presidirá vigilia por el no nacido al final de noviembre

Publicado 2010/10/01
Autor: Gaudium Press
Sección: Europa

Pope in London.jpgCiudad del Vaticano (Viernes, 01-10-2010, Gaudium Press) La vigilia por la vida del no nacido, el próximo 27 de noviembre, será presidida por el Papa Benedicto XVI en la Basílica de San Pedro, en el Vaticano. Informó en la mañana de este viernes la Sala de Prensa de la Santa Sede.

Por medio de una nota de prensa, el director de la Sala de Prensa vaticana, el padre Federico Lombardi, explicó el motivo de tal acontecimiento. De acuerdo con el sacerdote, las Primeras Vísperas del I Domingo de Adviento, normalmente celebradas por el Pontífice, este año serán insertadas en el ámbito de una vigilia por la vida del no nacido, "en la perspectiva del Tiempo de Adviento y la Navidad que se aproxima".

Con el objetivo de establecer una unión espiritual con el Santo Padre y propagar el testimonio eclesial por una cultura pautada por la vida y el amor, el prefecto de la Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, Cardenal Antonio Cañizares Llovera, y el Presidente del Pontificio Consejo para la Familia, Cardenal Ennio Antonelli, enviaron, por medio de nuncios apostólicos, una carta a los presidentes de cada conferencia episcopal, a fin de que ellos inviten a los obispos a promover en sus diócesis celebraciones e iniciativas de oración.

jueves, 18 de noviembre de 2010

Triduo Virtual en preparación a la Solemnidad de Cristo Rey del Universo



Hoy se inició en la Parroquia San Juan Bautista de Tibás, la preparación de un la Solemnidad de Cristo Rey, a través de un Triduo (ejercicios devotos durante tres días).

Es posible, que otra gran celebración como lo es la Confirmación que tendremos la dicha de gozar previamente, pueda distraernos un poco del tiempo que nos quiere indicar la Iglesia.  Es posible también, que nuestro pensamiento y preocupación esté ya en la Navidad.  Pero, tal vez querramos hacer una pausa y escuchar lo que el Señor quiere mostrarnos al reflexionar sobre su realeza.  Es por eso, que les propongo a los que no nos pueden acompañar en el Templo Parroquial a las 10 a.m. a participar virtualmente de un Triduo, en Honor al Señor del Universo, al Señor de nuestro corazón. 

¡Gracias Padre por este año!

Nota: los videos pueden observarse al pinchar los títulos sugeridos.


Triduo Virtual en preparación a la Solemnidad de Cristo Rey del Universo

Primer día

1. Nos ponemos en la presencia del Padre (†), del Hijo (†), y del Espíritu Santo (†).

2. Nos preparamos con un canto


Viva Cristo Rey - Jesed (pinchar)

3. Escuchamos atentamente la Palabra de Dios

Evangelio según San Mateo 25, 31-46 (pinchar)

Cuando venga el Hijo del hombre rodeado de esplendor y de todos los ángeles, se sentará en su trono glorioso. Todas las naciones se reunirán delante de él, y él separará a unos de otros como el pastor separa las ovejas de las cabras. Pondrá las ovejas a su derecha y las cabras a su izquierda. Y dirá el rey a los de su derecha: “Venid vosotros, los que mi Padre ha bendecido: recibid el reino que se os ha preparado desde la creación del mundo. Porque tuve hambre y me disteis de comer, tuve sed y me disteis de beber, fui forastero y me recibisteis, anduve sin ropa y me vestisteis, caí enfermo y me visitasteis, estuve en la cárcel y vinisteis a verme.” Entonces los justos preguntarán: “Señor, ¿cuándo te vimos hambriento y te dimos de comer, o sediento y te dimos de beber? ¿O cuándo te vimos forastero y te recibimos, o falto de ropa y te vestimos? ¿O cuándo te vimos enfermo, o en la cárcel, y fuimos a verte?” El rey les contestará: “Os aseguro que todo lo que hicisteis por uno de estos hermanos míos más humildes, por mí mismo lo hicisteis.”

Luego dirá el Rey a los de su izquierda: “Apartaos de mí, malditos: id al fuego eterno preparado para el diablo y sus ángeles. Porque tuve hambre y no me disteis de comer, tuve sed y no me disteis de beber, fui forastero y no me recibisteis, anduve sin ropa y no me vestisteis, caí enfermo, y estuve en la cárcel, y no me visitasteis.” Entonces ellos preguntarán: “Señor, ¿cuándo te vimos con hambre o con sed, o forastero o falto de ropa, o enfermo o en la cárcel, y no te ayudamos?” El Rey les contestará: “Os aseguro que todo lo que no hicisteis por una de estas personas más humildes, tampoco por mí lo hicisteis.” Éstos irán al castigo eterno, y los justos a la vida eterna.
 4. Medito

¿Qué dice el texto?
¿Qué me dice el texto a mí?

5. Dialogo con el Señor

ORACIÓN PARA PEDIR EL REINADO DE CRISTO

¡Oh Jesús! Te reconozco por Rey Universal. Todo cuanto ha sido hecho Tú lo has creado. Ejerce sobre mí todos tus derechos. Renuevo las promesas de mi bautismo, renunciado a Satanás, a sus seducciones y a sus obras; y prometo vivir como buen cristiano. Muy especialmente me comprometo a procurar, según mis medios, el triunfo de los derechos de Dios y de tu Iglesia. Divino Corazón de Jesús, te ofrezco mis pobres obras para conseguir que todos los corazones reconozcan tu sagrada realeza, y para que así se establezca en todo el mundo el Reino de tu Paz. Así sea.

6. Examen

¿Qué me dijo el Señor en este momento de oración? ¿Qué sentí?
¿Hay algo que quiero proponerme luego de este encuentro con Jesús?

Segundo Día

1. Nos ponemos en la presencia del Padre (†), del Hijo (†), y del Espíritu Santo (†).

2. Nos preparamos con un canto


Habla que tu siervo escucha - Martin Valverde (pinchar)
3. Escuchamos atentamente la Palabra de Dios

Evangelio según San Juan 18, 33-37 (pinchar)
Le preguntó Pilato a Jesús: ¿Eres tú el Rey de los judíos?

Jesús le dijo: ¿Eso lo preguntas tú por tu propia cuenta, o te lo han dicho otros de mí?

Le contestó Pilatos: ¿Acaso soy yo judío? Los de tu nación y los jefes de los sacerdotes te han entregado a mí. ¿Qué has hecho?

Jesús le contestó: Mi reino no es de este mundo. Si lo fuera, mis servidores habrían luchado para que no se me entregase a los judíos. Pero mi reino no es de aquí.

Le preguntó entonces Pilatos: ¿Así que tú eres rey?

Jesús le contestó: Tú lo has dicho: soy rey. Yo nací y vine al mundo para decir lo que es la verdad. Y todos los que pertenecen a la verdad, me escuchan.

4. Medito

¿Qué dice el texto?
¿Qué me dice el texto a mí?

5. Dialogo con el Señor

ORACIÓN A CRISTO REY

¡Oh Cristo, Tú eres mi Rey! Dame un corazón caballeroso para contigo.

Magnánimo en mi vida: escogiendo todo cuanto sube hacia arriba, no lo que se arrastra hacia abajo.

Magnánimo en mi trabajo: viendo en él no una carga que se me impone, sino la misión que Tú me confías.

Magnánimo en el sufrimiento: verdadero soldado tuyo ante mi cruz, verdadero Cireneo para las cruces de los demás.

Magnánimo con el mundo: perdonando sus pequeñeces, pero no cediendo en nada a sus máximas.

Magnánimo con los hombres: leal con todos, más sacrificado por los humildes y por los pequeños, celoso por arrastrar hacia Ti a todos los que me aman.

Magnánimo con mis superiores: viendo en su autoridad la belleza de tu Rostro, que me fascina.

Magnánimo conmigo mismo: jamás replegado sobre mí, siempre apoyado en Ti.

Magnánimo contigo: Oh Cristo Rey: orgulloso de vivir para servirte, dichoso de morir, para perderme en Ti.

Amén.


6. Examen

¿Qué me dijo el Señor en este momento de oración? ¿Qué sentí?
¿Hay algo que quiero proponerme luego de este encuentro con Jesús?

Tercer Día

1. Nos ponemos en la presencia del Padre (†), del Hijo (†), y del Espíritu Santo (†).

2. Nos preparamos escuchando el significado de la Solemnidad

Solemnidad de Cristo Rey - H2O News (pinchar)
3. Escuchamos atentamente la Palabra de Dios y medito la reflexión propuesta

Evangelio según San Lucas 23, 35-43 (pinchar)
La gente estaba allí mirando; y hasta las autoridades se burlaban de Jesús diciendo: Salvó a otros; ¡que se salve a sí mismo ahora, si de veras es el Mesías de Dios y su escogido! Los soldados también se burlaban de Jesús. Se acercaban a él y le daban a beber vinagre, diciéndole: ¡Si eres el Rey de los judíos, sálvate a ti mismo! Y sobre su cabeza había un letrero que decía: “Éste es el Rey de los judíos.”

Uno de los malhechores allí colgados le insultaba, diciéndole: ¡Si eres el Mesías, sálvate a ti mismo y sálvanos a nosotros! Pero el otro reprendió a su compañero diciendo: ¿No temes a Dios, tú que estás sufriendo el mismo castigo? Nosotros padecemos con toda razón, pues recibimos el justo pago de nuestros actos; pero éste no ha hecho nada malo. Luego añadió: Jesús, acuérdate de mí cuando comiences a reinar.

Jesús le contestó: Te aseguro que hoy estarás conmigo en el paraíso.

4. Dialogo con el Señor intercediendo por todos los hombres


CONSAGRACIÓN DEL GÉNERO HUMANO A CRISTO REY
(Pío IX)

¡Dulcísimo Jesús, Redentor del género humano! Míranos humildemente postrados delante de tu altar; tuyos somos y tuyos queremos ser; y a fin de vivir más estrechamente unidos a Ti, todos y cada uno espontáneamente nos consagramos en este día a tu Sacratísimo Corazón.

Muchos, por desgracia, jamás te han conocido; muchos, despreciado tus mandamientos, te han desechado. ¡Oh Jesús benignísimo!, compadécete de los unos y de los otros, y atráelos a todos a tu Corazón Santísimo.

Señor, sé Rey, no sólo de los hijos fieles que jamás se han alejado de Ti, sino también de los pródigos que te han abandonado; haz que vuelvan pronto a la casa paterna porque no perezcan de hambre y de miseria.

Sé Rey de aquellos que, por seducción del error o por espíritu de discordia, viven separados de Ti; devuélvelos al puerto de la verdad y a la unidad de la fe, para que en breve se forme un solo rebaño bajo un solo Pastor.

Concede, ¡oh Señor!, incolumidad y libertad segura a tu Iglesia; otorga a todos los pueblos la tranquilidad en el orden, haz que del uno al otro confín de la tierra no resuene sino esta voz: ¡Alabado sea el Corazón divino, causa de nuestra salud! A Él entonen cánticos de honor y de gloria por los siglos de los siglos. Amén.
 
5.  Examen

¿Qué me dijo el Señor en este momento de oración? ¿Qué sentí?
¿Hay algo que quiero proponerme luego de este encuentro con Jesús?

Solemnidad de Jesucristo, Rey del Universo

Es la fiesta.  Doy gracias y bendigo al Padre por Jesucristo, mi Dios y mi Rey.

Tú reinarás (pinchar)

Tú reinarás
Popular
1. ¡Tu reinarás! Este es el grito
que ardiente exhala nuestra fe.
¡Tu reinaras!¡oh Rey bendito!,
pues tu dijiste: «¡Reinare!»
REINE JESÚS POR SIEMPRE,
REINE SU CORAZÓN,
EN NUESTRA PATRIA, EN NUESTRO SUELO,
QUE ES DE MARÍA LA NACIÓN. (2V)
2. ¡Tú reinarás!, dulce esperanza,
que al alma llenas de placer.
Habrá por fin, paz y bonanza,
felicidad habrá doquier.
3. ¡Tú reinarás en este suelo!
Te prometemos nuestro amor.
¡Oh buen Jesús!, danos consuelo
en este valle de dolor
4. ¡Tú reinarás! Dichosa era,
dichoso pueblo con tal Rey.
Será tu Cruz nuestra bandera
tu amor será la única ley.
5. ¡Tú reinarás! Toda la vida
trabajaremos con gran fe
en realizar y ver cumplida
la gran promesa «¡Reinare!»